Ecoaula

La Universidad de Navarra crea un Museo de Ciencias, que recoge casi medio siglo de investigación sobre la biodiversidad

Dentro de su estrategia Horizonte 2020, la Universidad de Navarra da un nuevo impulso a su compromiso con el medioambiente con la creación del Museo de Ciencias.

Este proyecto recoge casi medio siglo de investigación sobre la biodiversidad navarra, especialmente, y ha dado lugar a un fondo compuesto por 25 millones de ejemplares, un millón de registros museísticos y más de 10.000 especies de animales y plantas.

Además, el Museo conserva casi 16.000 ejemplares de 11 donaciones privadas, entre las que destaca la Colección Lecároz, donada por el Colegio de los Capuchinos de esta localidad en 1995; la colección José del Río, con más de 3.500 conchas y moluscos de todos los mares del planeta; la colección Díaz de Cerio y José Luis Nagore, con cientos de cajas de mariposas e insectos tropicales; o la de Manuel Marten, con 1.400 rocas, minerales y fósiles, entre otras.

Asimismo, incluye más de 100.000 pliegos de plantas del Herbario, que se puso en marcha en los años 80 a partir de colecciones para investigación y que representa una de las mayores recopilaciones documentadas de plantas de Navarra.

Todos estos fondos constituyen un patrimonio de biodiversidad que la Universidad de Navarra quiere hacer público para la ciudadanía y que convierten al Museo de Ciencias en el museo universitario español con una colección más numerosa, solo por detrás del Museo de Ciencias Naturales de Madrid, ha destacado el centro académico en un comunicado.

En la actualidad, una pequeña parte de sus fondos se exhiben al público en el edificio de Ciencias (Hexágono). Se trata de más de 7.000 ejemplares de moluscos, insectos, fósiles, minerales, réptiles, peces y mamíferos, visitados anualmente por 2.000 escolares navarros.

Además, un millar de estudiantes de Bachillerato realizan actividades de divulgación científica dentro de la Semana de la Ciencia y la Tecnología, la celebración del Día de la Mujer y la Niña en la Ciencia o del Día Mundial del Medioambiente, cuando parte de sus colecciones salen a las calles de la ciudad.

En este contexto, el nuevo proyecto quiere potenciar las actividades lúdico-científicas, talleres didácticos y experimentales, conferencias, jornadas -en colaboración con otras facultades como Comunicación o Arquitectura- y desarrollar materiales educativos específicos que permitan transmitir -especialmente a niños y adolescentes- los valores de la conservación de la naturaleza y la defensa de la biodiversidad.

Por otra parte, el Museo de Ciencias recoge una dilatada trayectoria de investigación y conservación de más de 200 series tipo -como se conoce a las nuevas especies descritas por primera vez para la ciencia-, y de numerosos trabajos sobre cambio climático y evolución biológica.

Además, esta entidad forma parte de la mayor red de información de biodiversidad del mundo, GBIF, donde es el nodo español que más datos suministra. Esta conservación de especies le permite salvaguardar información sobre especies que puedan estar en peligro de extinción, y de las que se pueda extraer su ADN de forma que un día puedan recuperarse.

Precisamente esta semana, el próximo viernes 18 de mayo -con motivo del Día Mundial de los Museos-, sus fondos permanecerán abiertos al público a través de visitas guiadas a cargo de investigadores y técnicos, quienes explicarán a los asistentes cómo se manipulan, documentan, archivan y conservan cada uno de los ejemplares cuando llegan al Museo.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado