Castilla y León

Grupo Antolin alcanza unas ventas de 2.602 millones en el primer semestre de 2018

Planta de Grupo Antolin
Valladolid

Grupo Antolin, uno de los mayores fabricantes de interiores para vehículos del mundo, registró unos ingresos de 2.602 millones de euros en el primer semestre de 2018, frente a los 2.594 millones del mismo periodo del ejercicio anterior.

A tipo de cambio constante, sin tener en cuenta el efecto de la depreciación de las divisas frente al euro, las ventas crecieron un 5,7%.

En el segundo trimestre de 2018, los ingresos alcanzaron los 1.311 millones de euros, un 4% más. A tipo de cambio constante, aumentaron un 9,1%.

Grupo Antolin creció más que la industria mundial de automóviles, gracias a la marcha de los programas actuales y al lanzamiento de nuevos proyectos con los fabricantes de vehículos. Entre enero y junio, Grupo Antolin lanzó 73 nuevos proyectos, lo que supone un 26% más que en el mismo periodo de 2017. La producción mundial en la industria aumentó un 3,5% en el segundo trimestre.

El ebitda de Grupo Antolin en el primer semestre ascendió a 198 millones de euros, y en el segundo trimestre se situó en 113 millones. Los resultados reflejan el impacto de los tipos de cambio, la inversión en nuevas plantas y en ampliación de instalaciones, y los costes por el lanzamiento de nuevos proyectos. En lo que llevamos de 2018, Grupo Antolin ha inaugurado la planta de Shelby (EEUU) y la de Shenyang (China) y ha sellado un acuerdo con Donghuan para desarrollar su negocio de elevalunas en el mercado chino. Además, este ejercicio pondrá en marcha la fábrica de Alabama (EEUU).

En el segundo semestre del año, la incertidumbre de mercados como Reino Unido, el retraso de algunos programas en Estados Unidos y China, y la debilidad de algunas monedas de mercados emergentes podrían afectar al rendimiento del negocio.

Además, la subida de los precios de las materias primas y la continua presión en precios de los fabricantes de automóviles siguen marcando el ejercicio.

Adquisición en Alemania

En agosto, Grupo Antolin cerró la compra de Haselbeck, una compañía alemana especializada en la producción de moldes para inyección de plásticos. Con esta adquisición, Grupo Antolin afianzará su liderazgo tecnológico de la mano de una empresa líder en su sector.

Haselbeck cuenta con 45 años de experiencia en suministrar moldes con la máxima calidad para fabricar componentes de plástico de distintas industrias, desde la automovilística a la electrónica. La compañía posee una amplia e innovadora cartera de productos y soluciones tecnológicas para el diseño, desarrollo y producción de moldes. Esta operación supone una nueva apuesta para seguir investigando sobre el desarrollo y la fabricación de moldes y reforzar así la I+D+i aplicada a los procesos de producción.

Grupo Antolin impulsará el crecimiento y respaldará los planes de innovación de Haselbeck con el objetivo de que la empresa alemana mantenga su posición de liderazgo en la industria. Haselbeck cuenta con más de 100 empleados, una planta de producción en Deggendorf (Alemania) y una amplia cartera de clientes.

Unidades de Negocio y Territorios

Durante los seis primeros meses de 2018, la Unidad de Negocio de Techos alcanzó unas ventas de 986 millones de euros; la Unidad de Negocio de Puertas, 899 millones de euros; y la Unidad de Negocio de Paneles de Instrumentos y Consolas, 535 millones de euros. La Unidad de Negocio de Iluminación registró unas ventas de 181 millones con un significativo crecimiento del 14%.

Por territorios, Europa ingresó 1.342 millones de euros y la región de NAFTA aportó 915 millones. Asia-Pacífico lidera el crecimiento con un aumento de las ventas del 16%, hasta 285 millones; seguida de Mercosur con 45 millones, un 15% más.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.