Al volante de un Morgan 3 Wheeler

Publicado por en Eventos, Moda, Party, Publicidad.

 

De sensaciones va la cosa, sí, así es como nombro al blog, algo de lo que me nutro para disfrutar de la vida. Y con motivo de la llegada a España del coche emblemático de la marca Superdry, he podido disfrutar de una de las mejores sensaciones en los últimos meses.

Se trata del Morgan 3 Wheeler, un modelo reeditado del clásico de 1909 y cuyo diseño me recuerda por un lado la aviación de principios de siglo XX y por otro a la más alta competición automovilística. Un espectacular biplaza con asientos, palanca y volante de cuero que te transporta en el tiempo e impresiona a los amantes de los coches clásicos. Deberíais ver la cara de sorpresa de la gente cuando lo ve, eso es con lo que mas he disfrutado conduciendo este coche. La gente te sonríe, te saluda, aplaude al coche. ¡Todo el mundo quiere hacerse fotos con él! Una experiencia divertida al máximo, ver cómo se le ilumina la cara a los niños al paso del Morgan es algo que nunca había experimentado, una auténtica gozada. ¡Atravesar la Gran Vía al volante del Morgan impresiona!

Superdry rinde con el Morgan un homenaje a sus orígenes británicos. Para los que se hayan enamorado de esta joya sobre ruedas tengo una buena noticia: puede ser vuestro. El triciclo tiene un motor de 1.9 cc, 115 cv y se puede comprar por unas 34.000 libras. Lo mejor es visitar la web www.morgan3wheeler.co.uk

¿Os gustaría conducirlo?

 

3 comentarios a “Al volante de un Morgan 3 Wheeler”

  1. Mencía

    Nuria me encanta! y entiendo que la sensación de pasearte en un Morgan debe ser impresionante, así que agradezco que lo compartas con nosotros, no es lo mismo, pero lo disfrutamos también.

    Responder
  2. MARTA

    No se si podría volver a montarme en mi tartana si lo pruebo…peligroso el mundo del lujo…pero no se puede vivir sin el aunque solo sea soñándolo.

    Responder

Deja un comentario

  • Nombre (obligatorio)
  • (no será publicado) Email (obligatorio, no será publicado)
  • Website

Escribe tu comentario aquí...

XHTML: Puedes usar estos tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

De conformidad con la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, le informamos de que sus datos serán incorporados a un fichero propiedad de EDITORIAL ECOPRENSA, S.A. (en adelante, El Economista) con la finalidad de gestionar su utilización de los blogs. Usted puede ejercitar sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición dirigiéndose por escrito a El Economista. C/ Condesa de Venadito, 1- 3º 28027 Madrid. elEconomista podrá limitar, total o parcialmente, el acceso a sus servicios a determinados Usuarios, así como cancelar, suspender, bloquear o eliminar determinado tipo de contenidos si tuviese conocimiento efectivo de que la actividad o información almacenada y/o difundida es ilícita o de que lesiona bienes o derechos de un tercero. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización que los Usuarios hacen de los servicios y, por consiguiente, no garantiza que los Usuarios hagan un uso diligente y/o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los Usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los Usuarios proporcionan sobre sí mismos. elEconomista excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los servicios y de los contenidos por parte de los usuarios o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que los usuarios proporcionan a otros usuarios acerca de sí mismos y, en particular, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que puedan deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada por un usuario en cualquier clase de comunicación realizada a través del portal.