Aragón

El PAR tilda de "legislatura perdida" estos tres primeros años del Gobierno municipal de ZEC

Zaragoza

El presidente de PAR Zaragoza, Sergio Larraga, ha calificado estos tres primeros años del años de Gobierno municipal de Zaragoza en Común (ZEC) de "legislatura perdida" al argumentar que "se ha hecho evidente la ausencia absoluta de un modelo de ciudad en el equipo de gobierno, así como una actitud de bronca política continuada en los plenos del Ayuntamiento".

Larraga ha dicho que en el ámbito de Servicios Públicos esta legislatura se ha caracterizado por las "quejas continuas de los vecinos por el pésimo estado de las calles". Los niveles de suciedad en muchas calles, así como la falta de mantenimiento de aceras, calzadas e iluminación, "nunca había sido conocido en Zaragoza", ha observado.

Igualmente, el mantenimiento de zonas verdes se ha visto "claramente abandonada" en numerosos lugares, con omisiones fundamentales como la "debida" poda del arbolado.

Tampoco el transporte público se ha librado de una legislatura "para olvidar", ha señalado el PAR al indicar que la flota de autobuses urbanos ha presentado numerosos problemas de mantenimiento, dando lugar a numerosos incendios de vehículos en unos casos, o incluso a la existencia de "goteras" en su interior. Las frecuencias de autobús "siguen siendo una asignatura pendiente". A lo que se suma la huelga de bus urbano más larga de la historia de la ciudad en 2016.

En lo referente a tráfico rodado hay carencia de mantenimiento del asfaltado de numerosas calles, y las "operaciones asfalto" han brillado por su ausencia o por su mínima inversión. La construcción de carriles bici, se ha realizado sin organización y coordinación previa, algunos no tienen continuidad, y han afectado de forma evidente al tráfico de vehículos, y todo ello para un uso de estos carriles "realmente bajo".

Ley de capitalidad

La seguridad urbana (Policía Local) ha sido otro de los grandes ejes que "no ha funcionado". La falta de medios personales y materiales advertidos por la propia policía local, no se han solucionado. "Muy al contrario, la actitud mantenida por ZEC de continuo enfrentamiento con los policías locales no ha traído más que problemas".

El sector comercial se encuentra "totalmente molesto" porque Zaragoza ha pasado de ser un referente a ser una ciudad en la que el comercio "se ha sentido abandonado por parte del consistorio, creando en ocasiones conflictos totalmente innecesarios".

El enorme problema provocado por ZEC en las sociedades municipales, con una Ley de Capitalidad recurrida ante el Constitucional, y "dejando al resto de partidos políticos literalmente fuera de las mismas, es otro de los ejemplos de conflictos".

El gran proyecto de ZEC, los presupuestos "participativos", se han mostrado finalmente como un "gran fiasco", tanto por sus cuantías como por su ejecución o por los problemas derivados al rechazar ZEC los proyectos más votados y apoyados por los propios zaragozanos.

Culpa compartida

Según el PAR, no toda la responsabilidad se puede achacar a ZEC al apuntar que tanto el PSOE como CHA "auparon en el poder al alcalde", Pedro Santisteve, y han apoyado los presupuestos cada año.

"Ello choca frontalmente con reprobaciones, duras críticas y similares que han realizado estos dos partidos, al menos de cara a la galería". Esta relación "amor-odio" ha generado problemas de gestión y estabilidad a Zaragoza, ya que PSOE y CHA "han querido jugar a dos bandas, con el consiguiente coste para la ciudad", ha afeado el PAR.

"Ambos han reprobado al alcalde y a su equipo de gobierno, pero lejos de buscar una solución acordada con el resto de partidos, no han permitido cambios de gobierno, condenando con ello a la ciudad a seguir con la misma dirección ejecutiva. Más parece que PSOE y CHA hayan jugado la baza del desgaste político de ZEC en minoría que otra cosa, sin reparar que ese desgaste también lo sufre el conjunto de la ciudad".

Tampoco el resto de partidos políticos que conforman la oposición "real" en el Ayuntamiento han sabido llegar a acuerdos políticos con el resto de formaciones para realizar un cambio. "El enfrentamiento directo de unos o la intrascendencia de otros, han hecho que Zaragoza continúe por la senda de la inestabilidad", ha deducido.

Crispación política

Estas críticas en la gestión se ha acompañado de un "evidente aumento de la crispación política y de la bronca" entre los partidos políticos. La pugna política en ocasiones ha llegado a extremos "inaceptables", como se ha podido comprobar en numerosos plenos y comisiones del Ayuntamiento.

"Todo ello, sin duda alguna, ha influido de manera notable en la estabilidad y en la efectividad de las políticas municipales. Es difícil encontrar otros momentos en la historia reciente de Zaragoza donde se haya llegado a estos extremos", ha opinado.

Esperanza en el futuro

El PAR aunque no ha logrado representación municipal en Zaragoza en las dos últimas elecciones municipales "no ha sido obstáculo para que, desde hace tres años, naciera el nuevo proyecto de un renovado PAR Zaragoza".

"Esta renovada formación ha trabajado desde la humildad y con mucho esfuerzo por el beneficio de los zaragozanos, y todo ello sin contar con la facilidad que otros partidos han dispuesto gracias a los medios que les proporciona su representatividad en la Corporación zaragozana".

Larraga ha apuntado que el PAR Zaragoza ha realizado iniciativas en positivo en los últimos tres años y ha mantenido el contacto directo con los vecinos y colectivos mediante carpas instaladas en la vía pública para informar sobre las iniciativas presentadas.

Además, el PAR Zaragoza ha recuperado su participación en otros importantes eventos de la ciudad, desde la Cincomarzada a la Ofrenda de Flores, y ha consolidado de "manera contundente" sus propios actos internos y de reconocimiento a personas y entidades que se han caracterizado por fomentar el bienestar y desarrollo de Zaragoza (Premios Valero y Custodio de PAR Zaragoza).

Finalmente, PAR Zaragoza ha intervenido en numerosos plenos del Ayuntamiento como colectivo, a pesar de no tener representación municipal, defendiendo sus posiciones políticas y siempre a lado de los zaragozanos.

Tras esta exposición, el PAR Zaragoza "se muestra orgulloso del trabajo realizado en estos años, así como muy esperanzado en el futuro de la ciudad de Zaragoza. Son necesarios cambios en Zaragoza para que vuelva al lugar de referencia que le corresponde tanto en servicios públicos como en proyección exterior. Vamos a seguir trabajando en ello, dejándonos la piel", ha aventurado Larraga.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.